¿La Liga 2015/16 irá a parar a Barcelona?

Antes de las 19 h de mañana sábado 14 de mayo ya tendremos confirmado el nombre del equipo español vencedor en este campeonato regular de 1ª División. En principio, el FC Barcelona de Luis Enrique parte con todo (o casi todo) a favor para alzarse con el que sería su 24º título doméstico. Los blaugranas, tras el batacazo sufrido hace un mes en su propio campo ante el Valencia (1-2) supieron reaccionar a la perfección hasta el punto de ser capaces de ganar sus siguientes cuatro partido de liga con un saldo incontestable: 21 goles a favor, y 0 en contra. No parece el Granada (salvado pero en el puesto 16º de la clasificación con 49 puntos menos que los culés) un equipo lo suficientemente preparado para vencerle a todo un Barça en la que será una auténtica final para los catalanes. Ahora bien, para los más optimistas, decir que el conjunto granadino ya protagonizó una sonora victoria ante el Barcelona en Liga (y en idéntico escenario) hace ahora algo más de dos años. Los andaluces salieron vencedores gracias a un solitario tanto de Brahimi (hoy por hoy en el Oporto de Iker Casillas) y los aficionados culés no daban crédito a semejante descalabro. Por entonces no había tanto en juego, y en esta jornada definitiva para las aspiraciones de los pupilos de Luis Enrique, no parece que el traspiés sea algo ciertamente esperable. De hecho, haciendo un cálculo entre diferentes factores que miden la probabilidad/riesgo de que el campeonato caiga de lado culé, el resultado obtenido es casi nítido: los blaugranas tienen cerca de un 90% de probabilidad de levantar mañana el título liguero ¿Dónde reside ese otro 10,5%? ¿Por qué la opción madridista es tan baja? La respuesta es sencilla: si ya de por sí los resultados históricos le dan a los culés cerca de un 85% de éxito en su encuentro ante el Granada en Los Cármenes, hay que añadirle que, aun fallando, aún tendría que darse la victoria del Real Madrid en Riazor. Sí, La Coruña es un escenario que se le da especialmente bien al conjunto blanco (2-8 en su última visita en sept.´14) pero el pequeño riesgo de que los blancos no cumplan con sus deberes existe, y eso aumenta levemente la ya de por sí gran probabilidad vencedora de los catalanes. Dicho todo esto, rematar este texto diciendo que el fútbol es fútbol, que no nos dejará nunca de sorprender, y que no será la primera vez que las sensaciones y los pronósticos más sensatos acaban sufriendo un vuelco inesperado. Y si no que se lo digan al Madrid en el que militaba Luis Enrique como jugador: perdió en Tenerife la Liga cuando nadie apostaba por ello (campaña 1991-92) y la volvió a perder un año después en el mismo campo (Heliodoro Rodríguez) cuando todos hablaban de una revancha en la que el Madrid se quitaría la espina clavada. Esa antigua espina, se terminó convirtiendo en una inolvidable herida abierta a perpetuidad ¡Qué salga campeón quien más lo merezca! (Y si no, que La Liga 2015-2016 se venga para Madrid...)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Please reload

  • Facebook App Icon
  • Twitter App Icon

Web creada por: Revista DC PRO 2016